Clasificación de las alfombras que podemos encontrar en el mercado 

A continuación, vamos a dar un repaso a las diferentes calidades de alfombras que podemos encontrar en el mercado, atendiendo varios aspectos básicos que tenemos que tener en cuenta a la hora de elegir una alfombra.

ALFOMBRAS DE LANA

La lana ha sido desde siempre la principal fibra natural utilizada en la fabricación de alfombras.

CARACTERÍSTICAS:

-Duración: Una buena alfombra de lana, ya sea manual o mecánica, se conserva en perfecto estado durante muchos años, sin perder altura de pelo, ni intensidad en los colores.

-Facilidad de limpieza: Ya sea en seco en la tintorería o en casa, frotando con amoniaco y agua, las alfombras de lana aguantan las limpiezas sin perder sus propiedades mejor que ningún otro tipo de alfombra.

-Capacidad termorreguladora: La lana nos aísla del frio de suelo en invierno, pero en verano también nos aísla del calor. El origen de las alfombras en los desiertos de la antigua Persia, donde se utilizaban para cubrir el suelo de las jaímas, nos da una idea de su utilidad, en un hábitat con cambios tan extremos de temperatura entre el día y la noche.

Esta capacidad termorreguladora, nos permite utilizar la alfombra durante todo el año, sin necesidad de guardarla en verano.


ALFOMBRAS ACRILICAS

Las alfombras acrílicas son una opción muy demandada, sobre todo porque tienen un precio muy asequible. En su composición aparecen diferentes tipos de fibras, Poliéster, Poliamida y sobre todo Polipropileno que es la fibra más utilizad en la actualidad para la fabricación mecánica de alfombras.

CARACTERÍSTICAS:

Precio: Las alfombras acrílicas tienen un precio muy asequible, dependiendo del tipo de fibra utilizada, de los nudos que tengan, y de la altura del pelo, el precio puede variar, pero en general son aptas para todos los presupuestos.

Composición: El Poliéster y la Poliamida eran hasta hace poco las fibras más utilizadas en la fabricación de alfombras, pero ahora es el Polipropileno la que más se usa en la fabricación industrial, debido a que es una fibra muy resistente y fácil de tintar.

Colorido: Las fibras sintéticas son muy fáciles de tintar, absorben muy bien los colores, incluso los colores fuertes, lo que permite una variedad de colores más amplia que la lana, permitiendo fabricar alfombras modernas, con colores alegres, muy sólidos y resistentes a la abrasión y a las limpiezas.

Duración: La duración de las alfombras acrílicas depende del número de nudos, una alfombra con una densidad alta nos durará muchos años en perfecto estado. Por el contrario, una alfombra más sencillita se puede deteriorar con el uso en 5 ó 7 años. La ventaja es que sus reducidos precios nos permiten cambiar la alfombra con más frecuencia.


ALFOMBRAS MANUALES

Las alfombras manuales de Oriente son el origen de las alfombras. Tejidas en telares artesanales, a partir de una base de algodón o yute, donde se van anudando las hebras de lana previamente tintadas en diferentes colores, formando el dibujo, nos trasportan al mundo de lo auténtico y culturas ancestrales pérdidas en el tiempo.

Se pueden encontrar alfombras manuales de muy diferentes calidades en función de la cantidad de nudos, del tipo de lana, del origen de la alfombra. Eso nos da una gran variedad de diseños y precios donde elegir siempre con el sabor de la exclusividad que las alfombras tejidas a mano nos ofrecen.

CARACTERÍSTICAS

Exclusividad: Las alfombras tejidas a mano son piezas únicas, con diseños y colores tradicionales que van pasando de generación en generación desde hace cientos de años, que permiten determinar su origen sólo con verlas, pero con el toque personal que cada artesano refleja a la hora de tejer una alfombra.

Composición: Generalmente son de lana de oveja, pero también se pueden tejer de seda, sobre todo de procedencia india y china, y de pelo de camello originarias sobre todo de lo que era la antigua Persia, Irán, Irak, Jordania etc

Duración: Una alfombra manual, tejida con lana de calidad, es para toda la vida, de hecho, las alfombras más valiosas, son las que se antiguas, con una edad superior a los 200 años que se pueden encontrar en el mercado a unos precios no aptos para todos los públicos.


JARAPAS Y KILIM

Por jarapas y kilim entendemos alfombras finas, generalmente tejidas sobre bases que no son rígidas, de aspecto ligero y generalmente reversibles, ya que se pueden poner por los dos lados.

Composición: Se pueden encontrar este tipo de alfombras ligeras fabricadas con algodón, lana o fibra acrílicas.

Tipos: En general consideramos jarapas, aquellas fabricadas en telares mecánicos. Suelen fabricarse con fibras sintéticas o algodón y la mayoría de las veces son reversibles. Consideramos kilim a aquellas alfombras finas, tejidas a mano, de origen turco o indio, generalmente tejidas con lana o algodón, sobre una base de algodón blanda, y que siempre son reversibles, se pueden usar por los dos lados.

En esta categoría también ponemos nosotros las alfombras de viscosa, conocidas como alfombras belgas, tejidas con fibras acrílicas en telar mecánico. Estas alfombras son muy finitas, se pueden lavar en casa con facilidad, eso sí, no son reversibles. Las jarapas y alfombras de chenilla se pueden limpiar en casa, en la bañera con agua tibia y detergentes suaves. Un buen aclarado bajo la ducha las deja lista para su uso en un momento. Además, en caso de ser reversibles tienen la ventaja de que se pueden usar por los dos lados antes de necesitar una limpieza.

Los Kilim manuales requieren un cuidado especial a la hora de lavarlos, porque los tintes naturales se pueden ver afectados por la limpieza. En estos casos, sobre todo si hablamos de piezas de calidad, recomendamos una limpieza profesional en seco.

  


ALFOMBRAS INFANTILES

Las alfombras infantiles no son una categoría como tal, ya que se pueden fabricar en lana o con fibras acrílicas, manuales o mecánicas. También las hay finitas, tipo jarapa. Esta familia de alfombras la hemos creado por su uso especial para los dormitorios de los más pequeños de la casa, o parar vestir su rincón de juegos favorito

Composición: Lana, fibras acrílicas o algodón, siempre con acabados muy suaves pensado en la comodidad del niño jugando encima de ellas.

Diseños: Colores muy alegres con diseños geométricos o dibujos infantiles que estimulen al niño. También se pueden encontrar dibujos de sus películas favoritas, o diseños con carreteras para jugar con los coches. Cualquier diseño que sea alegre y con color nos valdrá para alegrar las habitaciones de los niños.

 


ALFOMBRA DE PIEL

Las alfombras de piel natural son una opción distinta para vestir los suelos de su hogar. Su tamaño irregular, y sus colores 100% naturales la hacen ideal para decorara cualquier rincón de su casa.

Las alfombras de toros son las que dan tamaños más grandes, pensadas para salones o dormitorios amplios. Las de los pequeños animales africanos como el blesblock o el sprigbog, provienen ganaderías de especies autóctonas, generalmente Sudafricanas, donde las crían en estado de semilibertad.

Composición: Piel natural de distintos animales, curtida y tratada para asegurar su duración.

Limpieza: La principal ventaja de estas alfombras es su facilidad de limpieza. Frotando con agua y un poco de jabón suave, sale cualquier mancha que les caiga. Sólo hay que pensar en los animales viviendo en libertad para imaginar lo fácil que es mantener limpia una piel.

Duración: Las alfombras de piel tiene una excelente resistencia a la abrasión, lo que unido a su facilidad de limpieza que evita la utilización de detergentes o procesos de limpieza agresivos, hace que es estas alfombras se mantengan en perfecto estado de uso durante mucho tiempo.